Archivo de la etiqueta: zen

SUMI-E. NO SOLO PINTURA CON TINTA NEGRA

En ocasiones veo en las redes sociales pinturas llamadas “sumi-e” y como parece que se está poniendo de moda y cada vez hay más personas que pintan con tinta china me gustaría que se supiera y valorara el auténtico sumi-e.

Pintar con tinta china no es sumi-e aunque sumi signifique tinta y é pintura. El sumie es mucho más. A parte de la técnica que se puede aprender a base de repeticiones para utilizar correctamente las pinceladas y con las enseñanzas de un buen sensei, se necesitan conocimientos de los materiales, de la estética en el arte oriental chino y japonés, el aprendizaje de los cuatro caballeros y de los temas más apreciados y necesarios para componer las pinturas de paisaje (como montañas, agua, cascadas, pájaros y flores….),se necesita también utilizar un método.

En el método, es dónde se puede apreciar si una persona está pintando sumié o no.    Disciplina. Preparación mental, conocimiento del objeto pintado mediante interiorización y observación de la Naturaleza, sentirse Uno con lo pintado, respirar con el pincel. Aplicación de la Pincelada Única, del Vacío.                                                    Movimiento y soltura no sólo del pincel. Pintamos con todo el cuerpo, con toda nuestra alma y espíritu. Para conseguir que la pintura sea una parte de nosotros y esté viva.

El sumié implica disfrutar el momento de la preparación de la molienda de la tinta en el suzuri y apreciar con todos los sentidos lo que va ocurriendo en el aquí y ahora. (el olor, color y sonido de la tinta..).

La técnica del sumié se compara con las demás artes como la Ceremonia del té, Tai chi, el ikebana. Según Nakano Kazuma (bonzo budista) escribió:                                       El verdadero sentido de la ceremonia del té reside en que sirve para purificar los 6 sentidos.                                                                                                                                             Para los ojos, se miran los kakejiku o las flores del ikebana; para la nariz, se huelen los aromas; para el oído, se escucha el sonido del agua; para el gusto, se saborea el té y para las manos y los pies, se corrigen las maneras de la ceremonia.                                     Cuando estos 5 sentidos se purifican, también el espíritu se purifica por sí solo.

No podemos olvidarnos tampoco que cada tema pintado tradicional lleva implícito un significado simbólico porque hay que recordar que se comenzó a utilizar el sumié para la meditación zen de los monjes budistas y los signicados se refieren a cualidades humanas que había que purificar y practicar como la humildad, flexibilidad, resistencia, disciplina, concentración, constancia….

¿Practicas el verdadero sumi-e? Tu constancia, perseverancia y avance en el camino tiene su recompensa. Te estás purificando el alma y disfrutando con tu Arte.

Flor de loto. Humildad

Flor de loto. Humildad.

Gracias por estar ahí y hasta pronto!!

Anuncios

RAKU

Este año os muestro el proceso de la pieza en fotos.

Antes del horno, al fuego, sacarla para el agua y, por último, reposando en el césped para su recogida.

Y….ésta es la pieza desde varios ángulos

Y ahora a disfrutarla

Gracias por visitar la entrada y hasta pronto!

TALLER SUMIE: FLOR DE LOTO

Una de las flores sagradas pintadas a sumie es LA FLOR DE LOTO.

El próximo taller de pintura sumie está dedicado al loto. Puedes aprender a manejar las diferentes pinceladas aplicadas y tendremos en cuenta los significados según el estado de apertura de sus flores y hojas.

NO HAY LOTO SIN LODO. La flor de loto surge de aguas pantanosas y simboliza humildad. Del término latino humus que significa tierra.

Os animo a visitar mi entrada sobre el loto publicada en este blog para leer más sobre el tema.

TALLER: SÁBADO 14 ABRIL     LUGAR: TRES CANTOS                                                            HORARIO: 11 A 14H                           

Para más información e inscripciones podéis escribirme a costafredarte@hotmail.com

Gracias!!

loto (2)

 

 

AÑO NUEVO 2018

El deseo de un feliz año nuevo se acompaña en algunas casas de Japón colgando en sus casas unos kanjis y pinturas donde están representados el bambú, ciruelo y el pino.

Cada uno con su significado:                            Pino, símbolo de felicidad,fortaleza y honradez.                                                             Ciruelo,renovación, respeto por los mayores.                                                               Bambú, flexibilidad, constancia, y si es rojo….suerte.

Os deseo suerte, felicidad, fortaleza, constancia, y alegría para seguir el Camino del sumie.

Gracias por estar ahí!!

LA PUERTA UNIVERSAL

“Aprendí este hermoso poema cuando estudiaba el Sutra del loto a los dieciseís años. Cuando se oye “la voz de la marea montante” que es la práctica de Avalokitesvara, que simboliza la puerta universal, uno se transforma en un niño nacido en el corazón de un loto. Con una sola gota del agua de la compasión de la rama de sauce del bodhisattva, renace la primavera en nuestra Tierra seca. La Tierra seca significa el mundo de insatisfacción e infelicidad. La gota del agua de compasión es la práctica de la benevolencia, simbolizada por el agua sobre la rama de sauce. Los chinos, vietnamitas, coreanos y japoneses describen a Avalokitesvara como la persona que sostiene una rama de sauce. Sumerge esa rama en el agua de la compasión de su corazón y allí donde salpica ese agua todo renace. Cuando la salpica sobre las ramas secas y muertas, éstas reverdecen. Las ramas muertas simbolizan el sufrimiento y la desesperación, y la vegetación verde simboliza el regreso de la paz y la felicidad. Con una sola gota de ese agua, la primavera regresa a nuestra gran Tierra.”

El poema al que se refiere Thich Nhat Hanh, monje budista vietnamita es el siguiente:

La puerta universal se manifiesta                                                                                                en la voz de la marea montante.                                                                                                  Al escucharla y practicarla,                                                                                                          nos convertimos en un niño                                                                                                           nacido en el corazón de un loto,                                                                                                   fresco, puro y feliz,                                                                                                                           capaz de hablar y escuchar                                                                                                           en armonía con la puerta universal.                                                                                           Con una sola gota del agua                                                                                                            de compasión                                                                                                                                    de la rama del sauce,                                                                                                                       renace la primavera en la gran Tierra.

Texto del libro Vivir el Budismo O la Práctica de la Atención Plena de Thich Nhat Hanh.

loto azul/ Costafreda

loto

loto azul

Hasta pronto y gracias por seguirme!!