Archivo de la etiqueta: control y dejarse llevar en pintura sumie

LA TINTA y SER

Hoy tenía ganas de pintar, sin tema, sin fudes, investigando y dejándome llevar y abrirme a lo inesperado del resultado.

Cuando pintamos solemos acostumbrarnos a unas pinceladas o comienzos que se repiten porque nos sentimos a gusto en lo que conocemos y dominamos. Tenemos que dejar ese confort para expresarnos y avanzar en nuestro trabajo.

Practicar la concentración, mente relajada y desapegarnos a lo que creemos que nos sale bien y Pintar libremente, dejarnos llevar.

Con ánimo de motivaros a crear, OS muestro una nueva andadura de pinturas.

Gracias por estar ahí!!

ESTAR AHÍ

Cómo puedes sentir y decir que no sabes qué pintar?

Simplemente estar ahí, sentir y observar lo que está pasando a tu alrededor es un motivo y tema para pintar.

No te bloquees pensando que no sabes. Pinta con tú espíritu y visualiza lo que te diga algo y dejate llevar con el pincel en la mano.

Adelante y practica mucho porque cada pintura es un paso más en el Camino del sumie.

Llueve, está lloviendo.

Gracias por seguirme!

EQUILIBRIO EN PINTURA

En el excelente libro “Zen en el arte del tiro con arco” de Herrigel, se comenta:

La impaciencia te impide conseguir tus objetivos. Cuando quieres algo, tienes que entrenarte bien, saber a qué te enfrentas, disponer todos las herramientas, pero, que justo en el momento de “disparar la flecha” tienes que cerrar los ojos y abandonarte.

Tus ganas pueden distraerte del objetivo final. Si voy directo a las cosas, acabo forzándolas demasiado. Hay que dejarse llevar“.

En pintura sumi-e, el entrenamiento es similar a la enseñanza del arte del tiro con arco. La pincelada es de un trazo único, espontáneo, maduro, seguro que sale-dispara- de nuestro interior en su momento. Antes, ha habido un proceso de aprendizaje, entrenamiento lento, seguro y evolutivo, del manejo de los materiales, conocimiento de lo que pintamos y, una vez aprendido, nos soltamos. Nos dejamos llevar…. nos olvidamos del pincel, y nos hacemos uno con lo que pintamos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA